Resolución Ministerial Nro. 426-90-SA-DM Dictan dispositivo a fin de salvaguardar la salud de los obreros y empleados que laboran en los Campamentos de las Empresas Mineras

Fecha de Promulgación
09-07-1990

Dictan dispositivo a fin de salvaguardar la salud de los obreros y empleados que laboran en los Campamentos de las Empresas Mineras

RESOLUCION MINISTERIAL Nº 426-90-SA-DM

     Lima, 20 de julio de 1990

     CONSIDERANDO:

     Que por Decreto Supremo Nº 261-69-AP de fecha 12 de diciembre de 1969, se aprobó el Reglamento de los Títulos I, II y III del Decreto Ley Nº 17752, Ley General de Aguas;

     Que el artículo 147 del citado Reglamento, expresa que las empresas mineras están obligadas a suministrar la dotación de agua potable necesaria para satisfacer las necesidades primarias de los obreros y empleados que residan en los campamentos de la empresa;

     Que mediante Resolución Suprema de 17 de Diciembre de 1946, se aprobó el Reglamento de los requisitos oficiales físicos, químicos y bacteriológicos que deben reunir las aguas de bebida para ser consideradas potables;

     Que la salud es el principal componente del bienestar y constituye elemento indispensable en el desarrollo de los hombres y el progreso de los pueblos;

     Que se ha constatado que algunas empresas mineras vienen suministrando el agua a que se refiere el artículo 147, en malas condiciones sanitarias;

     Que es conveniente y necesario salvaguardar la salud de los obreros y empleados que laboran en los campamentos de las empresas mineras;

     De conformidad con lo dispuesto en el Código Sanitario, Decreto Ley Nº 17505, el Reglamento de los Títulos I, II y III de la Ley General de Aguas, Decreto Supremo Nº 261-69-AP; y la Ley de Organización y Funciones del Ministerio de Salud, Decreto Legislativo Nº 584;

     SE RESUELVE:

     1.- Las empresas mineras deberán obligatoriamente, efectuar análisis físicos, químicos y bacteriológicos del agua potable que suministran en sus campamentos mineros;

     2.- Para los efectos del numeral anterior, el número de muestras por mes tomadas del sistema de distribución de agua potable de los campamentos, para ser examinados física, química y bacteriológicamente, deben concordar con la población que abastece según el siguiente cuadro:

          Población servida           Nº mínimo de muestras por Mes

            2,500 o menos                           1

          10,000                                7

          25,000                              25

               100,000                                   100

          Más de 100,000                                   300

     3.- La interpretación de las pruebas y la toma de muestras se hará teniendo en cuenta lo que establece el Reglamento de los Requisitos Oficiales, físicos, químicos y bacteriológicos que deben reunir las aguas de bebida para ser consideradas potables, aprobado por Resolución Suprema de 17 de diciembre de 1946.

     4.- Los análisis mencionados en los numerales 1 y 2 deberán practicarse en el Laboratorio de la Dirección General de Salud Ambiental del Ministerio de Salud, o en aquellos que por su equipamiento o idoneidad, sean aprobados por la Dirección General de Salud Ambiental. En este último caso, los resultados de los análisis deberán ser presentados a esta última entidad mensualmente para su evaluación.

     5.- Para efectos del numeral anterior, los laboratorios particulares deberán registrarse en la Dirección General de Salud Ambiental del Ministerio de Salud, para su correspondiente autorización y supervisión.

     6.- En los casos en que las muestras analizadas no fueran satisfactorias la Empresa Minera deberá adoptar de inmediato las medidas correspondientes hasta que las muestras consecutivas sean no contaminadas. Si la empresa en el plazo de treinta (30) días calendario no corrigiera las causas que motivan la contaminación del agua potable será pasible de sanción.

     7.- Las empresas mineras que incumplan lo establecido en los numerales 1, 2 y 4 se harán acreedores a multas comprendidas entre 1 a 5 Unidades Impositivas Tributarias.

     8.- En caso de comprobarse que las muestras de agua a ser analizadas no se tomaron en el lugar correspondiente, la sanción será de multa de montos comprendidos entre 30 a 50 Unidades Impositivas Tributarias.

     9.- El incumplimiento a lo dispuesto en el numeral 6 de esta Resolución será sancionado con multa de montos comprendidos entre 30 a 60 Unidades Impositivas Tributarias.

     10.- Los laboratorios que falseen el resultado de los análisis físicos, químicos o bacteriológicos que realicen, serán pasibles de una multa equivalente a 50 Unidades Impositivas Tributarias, en caso de reincidencia se aplicará el doble de la multa tantas veces infrinjan el presente dispositivo.

     Regístrese y comuníquese.

     PAUL CARO GAMARRA
     Ministro de Salud.

Sistema de Gestión